VW T Cross

Argentina ya pagó el seguro. Según El Cronista, llegarán en los próximos días más dólares desde China. SonEmpiezan los primeros desembolsos para financiar la remodelación del ferrocarril Belgrano Cargas y la construcción de las represas de Santa Cruz Néstor Kirchner y Jorge Cepernic. Ambas obras implican un financiamiento por u$s 6800 millones. El dinero, cuya llegada se esperaba para la mitad de este 2014, arribará en cuestión de días o semanas, aunque difícilmente antes de que termine diciembre, afirmó a El Cronista una fuente oficial. Así se lo garantizó el presidente chino Xi Jinping al ministro de Economía Axel Kicillof en la última de cumbre de mandatarios del G-20 (a la que la presidenta Cristina Fernández no fue por estar bajo prescripción médica), a mediados de noviembre. Según los convenios firmados, deberían ingresar unos u$s 500 millones para comenzar con las obras de las represas Kirchner y Cepernic y una cifra menor para el Belgrano Cargas. En el caso de la obra ferroviaria, la mitad del crédito, de u$s 2100 millones, se utilizará para comprar material rodante e insumos a empresas de chinas, por lo que el impacto en las reservas del Banco Central será menor. Además, el Gobierno aportará financiamiento propio por u$s 400 millones. La obra supone la refacción de unos 1500 kilómetros de vías que corren a lo largo de 13 provincias y que el Ministerio de Interior y Transporte de Florencio Randazzo ya comenzó a realizar con fondos propios. Las represas Kirchner y Cepernic fueron adjudicadas a Electroingeniería, de Osvaldo Acosta y Gerardo Ferreyra, y la firma china Gezhouba. Los u$s 4700 millones que insumirán serán aportados íntegramente por los bancos chinos ICBC, China Development Bank (CDC) y el Bank of China. Tres cuartos de ese dinero entrarán al país para la obra y el resto se usará para comprar material de origen chino, como turbinas. Según fuentes al tanto de la operación, el primer desembolso será por unos u$s 500 millones y en el año deberían entrar unos u$s 800 millones en total. Según informaron, las empresas al comando de la obra comenzaron con los trabajos preparatorios, como la licitación para la compra de equipos. El embajador chino en el país, Yang Wanming, visitó la semana pasada las instalaciones. La obra en sí comenzaría unas dos semanas después de recibido el financiamiento, a mitad de enero o comienzos de febrero, de acuerdo con los cálculos de las fuentes consultadas. Ambos proyectos contemplan un financiamiento a 15 años de plazo con un período de gracia durante la construcción de las obras. En el caso de las represas, ese lapso es de cinco años y medio y la tasa es Libor más 3,8%. Los acuerdos para financiar estas dos obras terminaron de cerrarse a mediados de julio, con la visita del presidente Xi a Buenos Aires. Argentina giró en las últimas semanas los pagos correspondientes a un porcentaje de la prima de seguro a la aseguradora china Sinosure, que era el último paso previo al desembolso de los créditos. Se trata del 30% de las primas, que por contrato no pueden superar el 7,1% del valor de las obras. El Gobierno pagó u$s 198 millones para asegurar las represas y otros u$s 118 para el Belgrano Cargas. Además, el Ejecutivo pagó el anticipo requerido para comenzar con la obra ferroviaria, de $ 350 millones. Antes, el país había abierto cuentas en bancos de China y Hong Kong en los que se depositará el dinero que quedará a disposición, como parte de una ingeniería financiera que el país asiático exigió para evitar eventuales embargos por parte de los fondos buitre. Se trata de una operación similar a la del swap ya operativo entre el Banco Central y el Banco del Pueblo chino, por u$s 11.000 millones, de los cuales ya se emplearon u$s 2300 millones para llevar a las reservas a u$s 30.851 millones.

Contacto Comercial

CONTACTO COMERCIAL
Arcor A espanol Negro
portsaid
lageneratriz
HWF